¿Qué debemos buscar en el calzado infantil?

Cuando buscamos calzado para los más peques de la casa tenemos que fijarnos en una serie de detalles de gran importancia para adquirir un producto de calidad. Al igual que en una empresa de diseño y fabricación de suelas para calzado que aplica toda la calidad en los procesos de fabricación, la calidad es algo que debemos buscar en el calzado infantil, aunque hay otros puntos que hay que tener muy en cuenta.

Detalles a tener en cuenta al comprar calzado infantil

El calzado debe tener una plantilla que sea plana y muy flexible. Además debe llegar hasta debajo de los maléolos, los huesos laterales del tobillo. En caso de que sean botas, deben tener la suficiente flexibilidad para poder permitir el movimiento completo de la articulación del tobillo.

Siempre será más recomendable que el calzado esté fabricado con materiales naturales que permitan que el pie transpire, como por ejemplo el cuero o la piel. El modelo más adecuado para los pies de los niños es aquel que se pueda adaptar y sujetar perfectamente el pie.

Cuando se vaya a comprar calzado infantil hay que probar el zapato con los calcetines puestos y debe haber entre 0,5 y 1,5 centímetros entre el dedo más largo y el calzado. El mejor momento es probar el calzado al final del día que es cuando los pies están más hinchados.

No se recomienza comprar un zapato de un número mayor con el principal objetivo de que el niño pueda seguir usándolo durante más tiempo. Si se compra más grande podría alterar la forma de caminar y crearle problemas como laceraciones o ampollas.

¿Conocías estos factores?